Ley de la segunda oportunidad II

Por 19 julio, 2019 Derecho Civil, Noticias

En la primera entrega de este artículo, hablamos de las principales características de la ley de la segunda oportunidad, analizamos las principales características que debe tener el deudor y de los principales conceptos de esta relativamente nueva y sobre todo desconocida legislación. En el presente artículo seguiremos desgranando las ventajas que ofrece esta ley para todo aquel que tenga deudas y quiera comenzar de cero en su actividad profesional o empresarial.

Como dijimos en el anterior artículo, tras la reforma del año 2016, hoy en día se pueden acogerse tanto empresarios como autónomos y particulares, algo que sin duda dará alas a una ley que durante los siguientes años tras su aprobación apenas tuvo repercusión en nuestro país, al contrario de lo que ocurrió en otros estados miembros de la Unión Europea, como Francia, Italia o Alemania, en los que ha tenido un gran éxito. Esperemos que a partir de ahora sean en nuestra tierra muchos lo que se acojan a ella, pues ofrece verdaderas ventajas.

En este sentido una de las preguntas que cualquier persona que quiera acogerse a esta ley debería hacerse es referente a las características de la exención de las deudas. Pues bien, la ley indica en este sentido que las deudas que se mantienen son aquellas contraídas con la Seguridad Social y la Agencia Tributaria, así como las pensiones alimenticias de hijos. Y el resto de las deudas no quedarán liquidadas en su totalidad si el tribunal entiende que el deudor ha actuado de mala fe ni cuando hay pruebas de que los ingresos que haya podido recibir en los años en los que se han contraído las deudas se encuentran de alguna manera vinculados con la economía sumergida.

Y ahora entramos en terreno pantanoso. El deudor que se acoja a esta ley se expone a que su nombre se contemple en la lista del Registro Público Concursal por una extensión de tiempo de cinco años. A estas listas, podrán acceder, como es lógico, todo aquel que precise información de clientes o proveedores. Asimismo, las administraciones públicas, los bancos y diversos órganos jurisdiccionales tendrán acceso a estas listas. Y no es un dato baladí.

Por último, hablaremos de la idoneidad de recurrir a un abogado en caso de querer acogerse a la ley de la segunda oportunidad. Y respondemos con un sí rotundo. Y esto se debe a que un proceso concursal no es una cuestión menor, ni mucho menos. Hay mucho en juego y es muy necesaria la presencia y trabajo de profesionales versados en el tema que sepan investigar, negociar y ofrecer soluciones alternativas en un camino que es como poco arduo. Así que le remitimos a que si está pensando emprender esta senda escoja con cabeza a quienes van a defender sus intereses. En Vosseler Abogados contamos con los profesionales adecuados para que resulte en éxito. No dude en contactar con nosotros.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies